625 90 79 49 / msgpsicologia2@gmail.com

Etiqueta: niños

Los Turpin. El rostro del mal

[vc_row][vc_column][vc_column_text]El caso de los 13 hijos de la familia Turpin ha conmocionado al mundo.

13 personas, algunas de ellas adultos llevaban sufriendo maltratos y abusos desde su más tierna infancia.

Muchas preguntas se generan ante un caso como éste: ¿cómo unos padres pueden hacer esto a sus hijos?, ¿ como nadie de su entorno se enteró o sospechó, al menos, de que algo extraño estaba ocurriendo?, ¿cómo los chicos siendo ya adultos no han sido capaces de pedir ayuda, huir o rebelarse ante esta situación?…

A la 1ª pregunta deberá dar respuesta la evaluación psicológica que hagan a los acusados. Muchas pueden ser las hipótesis: ambos se potenciaban sus peores instintos, o uno de ellos manipulaba al otro, o actuaban creyendo cumplir dictados divinos…

Continuar leyendo

Educar a mi hijo

En las últimas décadas hemos observado cómo los modelos familiares tradicionales, han sufrido variaciones que han desembocado en diferentes formas de convivencia obligando a redefinir los roles dentro de la familia.

Estas modificaciones en el desempeño de nuestro papel como miembro activo familiar, van dirigidas a su organización y dinámica con repercusiones en las necesidades afectivas y el entorno comunitario.

Adaptarnos a “lo nuevo” forma parte de nuestro desarrollo socio-personal y, dentro de ese proceso adaptativo, hemos de acomodar las necesidades que demandan los más pequeños y encajar las piezas del puzzle de la vida.

Para los padres una pieza importante, sino la principal, es la educación. Nadie ha dicho que sea fácil educar y si se trata de los hijos el trabajo se complica.

A diario surgen preguntas relacionadas con el modelo educativo adecuado para fortalecer y favorecer el desarrollo integral de los hijos, queremos dar con la varita mágica que les libre de todos los peligros que les acechan en este mundo hostil y abierto a todo.

Los padres, absorbidos por el ajuste a horarios laborales a veces incompatibles con la crianza, la irrupción masiva de los medios audiovisuales en los escenarios familiares que obstaculizan las relaciones entre los distintos miembros, o las propias dificultades para hacer frente a los continuos cambios personales y/o sociales…; avalan el pensamiento atormentado de cuestionarse como padres.

Desculpabilizar a los progenitores por encontrar dificultades a la hora de buscar soluciones en este arduo camino, es el primer paso para comenzar a solventarlas. El grado de dificultad puede aumentar si no se asumen como parte de lo cotidiano o si se sobredimensionan. Por el contrario, puede sobrellevarse si se tienen en cuenta algunos aspectos en el comportamiento parental que asegure la satisfacción de las principales necesidades de los niños.

Se puede comenzar por fomentar unos vínculos afectivos sanos, estables y protectores que fortalezcan los lazos familiares y adaptarse a las diferentes demandas afectivas a lo largo del desarrollo.

Establecer un entorno estructurado a los hijos, que sirva de guía y orientación en el día a día, creando hábitos y rutinas donde desarrollen los aprendizajes necesarios para crecer. Sin olvidar el establecer límites y normas imprescindibles para regular la conducta.

Tener en cuenta los avances y logros que van adquiriendo con la experiencia, supone dedicar un tiempo a observar las conductas de los hijos y descubrir sus habilidades reforzando y motivando para emprender otras nuevas.

No siempre se estará de acuerdo con lo que hacen, especialmente en la adolescencia, pero sí se puede llegar a entender el porqué de éste o aquél comportamiento. Tener en cuenta su punto de vista abre el de uno mismo, a veces enquistado en la “madurez”, que sienta que su mundo te interesa, da igual que sea grande o pequeño, es el suyo y es importante. Han de sentirse validados y competentes por lo que su percepción del mundo es importante y tú se lo vas a decir.

Si se crean espacios de escucha y reflexión donde formen parte la escuela, los amigos, los adultos de referencia, etc; entonces se les estará capacitando para poder actuar con seguridad ante las dificultades, esas y otras que con el tiempo ellos mismos tendrán que resolver.

 

¿Parece complicado?

 

A.R.V.

La revolución de las TIC

La llegada de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) han puesto a nuestro alcance en un golpe de clic millones de definiciones, miles de recetas de cocina, mapas que nos permiten llegar a nuestro destino e incluso redes de contactos para nuestro trabajo u ocio. ..Conocer otros países y otras culturas sin movernos de casa es posible, y podemos saber lo que ocurre en la otra punta del mundo de forma inmediata y en tiempo real.

Hoy mas que nunca podemos hablar de un mundo globalizado y todo ello gracias a la tecnología que ha hecho posible lo que, hace no tantos años era difícilmente imaginable.

Esa “explosión tecnológica” que en relativamente poco tiempo ha surgido y se ha desarrollado a una velocidad vertiginosa, ha supuesto un gran cambio en la forma de desarrollar nuestras vidas. Ha cambiado nuestra forma de trabajar, de estudiar, de relacionarnos…Ha “abierto” el abanico de nuestro campo de acción, nuestra red relacional. Y todo ello para bien y para mal.innovacic3b3n-tecnologica-2

Muchas patologías psicológicas (y pre-patologías) han encontrado en las TIC una posibilidad maravillosa para desarrollar y alimentar sus sintomatologías, debido a las peculiares características de las mismas, en especial a su capacidad de difusión y de llegar a prácticamente cualquier rincón de la geografía, y a la “protección” y, porque no decirlo, el “morbo” que proporciona el anonimato con que se puede transitar en su uso. Y así, los pedófilos y pederastas han encontrado una forma de entrar en los propios hogares de sus pequeñas víctimas amparados por el anonimato y la seguridad (afortunadamente relativa, gracias a los cuerpos especializados de las fuerzas de seguridad) de estar al otro lado de una pantalla para manipular, amedrentar y satisfacer sus necesidades.

Los niños y adolescentes con personalidad acosadora,

Continuar leyendo

Acoso escolar o bullying

La noticia de la muerte de Diego, arrojándose por la ventana de su casa nos ha conmovido a todos. Especialmente porque las sospechas sobre el motivo de tal decisión, recaen en un posible acoso que el niño podía estar sufriendo en el colegio. A partir de ésta información los comentarios de todo tipo no se han hecho esperar. Que si “el colegio es el responsable por no haberlo sabido parar a tiempo, que si los padres debían haber estado más atentos a lo que estaba ocurriendo, que si parte de la culpa es de los compañeros que lo sabían y no defendieron a Diego…”

Es lícito que cada uno tenga su opinión, formada básicamente a la luz de las propias experiencias y del propio sistema de valores. Pero desgraciadamente el problema del bullying o acoso escolar, es mucho más complejo que buscar un único origen al mismo y erradicarlo. Precisamente porque son muchos los factores que explican (no justifican. Eso nunca) esta situación.

Para que se produzca el acoso escolar debe haber:

  • Un acosador
  • Un acosado
  • Testigos que se inhiben
  • Autoridades que no se ejercen
  • Padres no atentos

El acosador: Suelen ser críos/as con problemas de autoestima, que necesitan reforzar su supremacía ante el grupo de iguales en base a las humillaciones y el dominio que ejercen sobre otros (los más débiles). De ésta manera consiguen ser respetados (más bien temidos), acoso escolarcon lo cual pocos se atreven a enfrentarlos y evitan que alguien les dañe (o eso creen, pues en realidad son más frágiles de lo que aparentan).

Continuar leyendo

Tolerancia a la Frustración

La palabra frustración, que parece tener connotaciones tan negativas en nuestro tiempo, habla de un concepto psicológico que incluye aquellas emociones negativas que se generan como consecuencia de no conseguir los objetivos que el individuo desea. Esta incapacidad para conseguir lo deseado, puede ser interna, esto es, provenir del propio individuo (por ej. de una incapacidad propia) o puede obedecer a barreras externas. Tanto en uno como en otro caso, el nivel de frustración dependerá del nivel de incapacidad para lograr lo deseado y del grado y/o intensidad con que se desea; de forma que a más deseo y a más barreras, la frustración es mayor.

A lo largo de nuestras vidas, nos enfrentamos constantemente con frustraciones sucesivas. De hecho, podríamos decir, que madurar viene determinado por la capacidad que tenemos para afrontar nuestras frustraciones. Y resaltamos el término afrontar, que no enfrentar. Porque no se trata de una oposición a la frustración, sino una adaptación a la misma…que no es lo mismo.the_leftovers_2350_620x413-620x320

Y porque es tan importante adaptarse a aquello que nos va a acompañar a lo largo de nuestro camino, vemos con preocupación la actitud que se está adoptando en nuestra sociedad actual hacia la frustración.

No son pocos los padres que consultan por problemas en el comportamiento de sus hijos cuya base está en esa falta de tolerancia a la frustración. Existe una idea generalizada de que el niño no debe pasarlo mal, no debe sufrir en ningún momento y para ello se pospone la palabra «NO» una y otra vez.

Me decía una madre en consulta por su niño de 5 años: “ si quiere acostarse un rato más tarde que me cuesta decirle que sí, o si quiere ver sus dibujos mi marido y yo nos vamos a ver la tv a la cocina y el niño está tranquilo…”. Puede que nos de igual acostar al niño a las 9 o a las 9,30h. No es esa la cuestión.

Continuar leyendo

Los grupos de Whatsapp escolares

“Llego a casa del trabajo. Tengo que preparar cenas, la comida del día siguiente, planchar, poner lavadoras y encima recibir los mensajitos de las madres del grupo de whatsapp de las clases de mis hijos, recordándome que tienen que llevar una manualidad o un trabajo para el día siguiente…trabajo que no hemos hecho porque no he tenido tiempo…Estoy harta.”…

De ésta manera se manifestaba una de mis pacientes que, por cierto, acude a consulta por problemas de ansiedad, cuando relataba su actividad diaria. Y no es el caso hablar de mi paciente ni de sus problemas de ansiedad. Lo que inspira éste artículo es éste nuevo fenómeno que se observa en los colegios, de creación de grupos de whatsapp entre los padres/madres de los niños de una misma clase, cuidado-whatsapp-2para mantenerse informados de las tareas escolares y/o de las fechas de exámenes; a través de los cuales, incluso, los propios profesores informan a los alumnos de los deberes diarios. Algunos pensaran que es una forma de poner la tecnología al servicio de la educación, pero nada más lejos de la realidad. Cuando suplantamos y hacemos nuestras

Continuar leyendo

CONTACTO

Escribe, llama o ven a verme. En pleno centro de Valladolid y en Laguna de Duero te espera la mejor atención psicológica.

  • C/Divina Pastora nº4, Entreplanta, Oficina 3. 47004 Valladolid

  • 625 90 79 49

  • Parque de Los Hoyos nº 1 y en Avda. Madrid nº 49. 47140.
    LAGUNA DE DUERO (Valladolid)
  • 625 90 79 49

  • msgpsicologia2@gmail.com

COMO LLEGAR

© Psicólogos en Valladolid MSG Psicología