Skip to main content
625 90 79 49 / msgpsicologia2@gmail.com

Etiqueta: engaño

El intrusismo en la psicología

En término jurídicos el intrusismo profesional, y por ende, el intrusismo en la psicología consiste en “el ejercicio de una actividad profesional por persona que no se halla autorizada para ello por no tener capacitación ni titulación adecuada”.

El derecho al trabajo que reconoce en su articulo 35 la Constitución Española, se salvaguarda incluyendo el establecimiento de normas que recojan los requisitos que deben reunirse para el ejercicio de éste derecho a través de las profesiones tituladas. De ésta forma la ley garantiza la calidad y la capacidad de desarrollar las profesiones tituladas en su relación con terceros. En pocas palabras: garantiza que el profesional que reúne los requisitos exigidos por ley (titulación académica, pertenencia a colegio profesional, etc…), está capacitado para desarrollar adecuadamente las tareas propias de su profesión y supeditado al control de los orgaIntruso entre el rebañonismos competentes y a responder ante los mismos en caso de mala praxis o traición a los fines de la profesión.

Y todo esto que está legislado convenientemente de forma que es constituyente de delito incluso penal, el intrusismo profesional, resulta que en la práctica no resulta ser disuasorio como indica el hecho de que nos encontremos en todos los campos profesionales y como se suele decir “a cada paso”, personas que sin reunir la formación adecuada realizan tareas para las que no están reconocidos ni preparados, lo cual no solo supone un engaño a los posibles “clientes”, sino un verdadero peligro para estos cuando se trata de temas de salud.

Y desgraciadamente es en éste ámbito donde con más frecuencia nos encontramos con “vendedores de humo” de todo tipo.

Transcribimos el texto de una noticia aparecida en El Norte de Castilla con fecha 15/03/2015, refiriéndose a una persona con consulta, en la que:

Continuar leyendo

El Impostor

Hablemos del síndrome del impostor desde MSG psicólogos. Son muchos los que se preguntan en los últimos días con motivo de la aparición del personaje de “el pequeño Nicolás”, como es posible que un individuo con cara de niño haya podido llegar hasta donde ha llegado y se haya acercado a quien se ha acercado.

“Pero ¿cómo se creían lo que les contaba?…¿cómo alguien podía creer que casi un crio ostentaba tales cargos?…”. Sí, esos comentarios surgen ahora “a toro pasado” y cuando ya se ha descubierto el engaño. Pero lo cierto es que éste tipo de individuos presentan unas características peculiares que favorecen el engaño, y por otro lado, en la sociedad, en los individuos que les rodean también funciona lo que se llama “el efecto halo” que facilita el que estos impostores profesionales se salgan con la suya.El síndrome del impostor y el Pequeño Nicolás

El “efecto halo” consiste en la realización de una generalización errónea a partir de una sola característica o cualidad de un objeto o de una persona, es decir, realizamos un juicio de valor previo a partir del cual, generalizamos el resto de características. En éste caso, el efecto halo partiría de la creencia social de que si nos rodeamos de personas influyentes, los demás pensarán que también somos influyentes. Si a esto le unimos un escenario adecuado, con el vestuario adecuado y la parafernalia adecuada, es decir, si recreamos una situación lo suficientemente fidedigna poniendo énfasis en los elementos clave, resulta que no es tan difícil engañar a los demás.

Y de ello se aprovechan éste tipo de personas. Personas que no tienen escrúpulos porque tienen una personalidad

Continuar leyendo

El Trepa

¿Quién no conoce la figura de El Trepa? Vamos a hablarlo en MSG psicólogos. A lo largo de nuestra vida todos hemos sufrido, sufrimos o vamos a sufrir la presencia y/o la actuación de un trepa.

La “Real Academia De La Lengua Española” adopta el término arribista para contener el significado de la palabra. Sea como sea, el trepa o arribista es aquel que aprovecha cualquier fisura o resquicio personal y de la situación para pasar por encima de nosotros y conseguir sus objetivos.El Trepa en la etapa de la infancia

Padecer el ataque de uno de estos individuos tiene consecuencias psicológicas para quien lo padece. La impotencia, la frustración, la sensación de estupidez y de incapacidad para defenderse ante individuos de esta clase, nos puede llevar a sentimientos de ansiedad, rabia, tristeza e incluso depresión, ya que consiguen que nuestra autoestima se vea minada en mayor o menor medida. Y el problema fundamental es que su detección es sumamente difícil en muchos casos.

Hay algunos a los que se les ve llegar desde lejos y eso nos permite establecer estrategias de defensa para protegernos de ellos. Pero están aquellos, verdaderos artistas del disimulo la falsedad y el engaño, que consiguen atraer la confianza de sus victimas, mostrándose comprensivos, empáticos y cómplices incluso, y aprovechando toda la información y los conocimientos de su victima a la que vampirizan, aprovechan el momento mas oportuno para ellos, para utilizarlas de trampolín para acceder al siguiente nivel, fundamentalmente porque esconden una personalidad insegura que hace que no soporte a nadie que le haga sombra o pueda destacar más que él.

Continuar leyendo

El juego del engaño

El juego del engaño¿Qué opinas sobre el juego del engaño? Vamos a tratarlo un poco en este artículo de MSG psicólogos. ¿Somos las personas racionales y analíticas, o bien nos dejamos arrastrar por nuestras emociones y apelamos a la llamada de nuestras tripas?
Me sigue sorprendiendo como en época de elecciones las empresas de marketing, servidores de productos, publicidad…; se devanan los sesos moldeando líderes capaces de desviar el voto a su favor a través de un buen diseño, cuyo resultado final evoque honestidad, credibilidad, cercanía, capacidad para liderar….y todo aquello que pueda engañar a nuestro cerebro a través de una buena imagen.
Todo este esfuerzo porque el ciudadano votante, a la hora de elegir un político, se deja llevar por el envoltorio de las emociones y no por el raciocinio característico del ser humano. Ponemos nuestro futuro, el del país, el de la corrupción, la economía sumergida y el abuso de poder, pero también el de la esperanza, la ilusión, la igualdad; en manos del producto de un buen estilista, maquillador o fotógrafo. Resulta que el líder se hace, se da forma para caer bien al pobre saco de emociones que somos nosotros, los votantes. ¡Qué desilusión, nuestras emociones tiradas a la basura¡ tanto esfuerzo en organizarlas y dirigirlas y resulta que nos la está jugando.
¡Alea jacta est¡. Siempre he pensado que debía hacer caso a mi instinto pero por favor, sin pasar por chapa y pintura. Sin embargo, está visto que no es la nuestra la última palabra.
Llegados aquí podría despedirme como George Clooney (¿guapísimo, o hemos de considerarlo otro producto más como al político?) “good night, and good luck”, pero simplemente diré “buenas tripas”.

Autor: A.R.V.

Artículos recientes

Los pensamientos recurrentes

Los pensamientos recurrentes

“Quiero que mi cabeza pare de una vez, porque no puedo más”. Así se manifiestan muchos pacientes cuando vienen a la consulta, evidenciando que par...
Responsabilidad emocional

Responsabilidad emocional

En los últimos tiempos el concepto de responsabilidad emocional ha entrado con fuerza en gran parte de los discursos que tienen que ver con el bie...
Síndrome del Nido Vacío: Entendiendo sus Implicaciones Emocionales

Síndrome del Nido Vacío: Entendiendo sus Implicaciones Emocionales

El síndrome del nido vacío es un fenómeno psicológico que afecta a muchos padres cuando sus hijos crecen y se van de casa para vivir de manera ind...
Cómo la Primavera Puede Afectar la Ansiedad: Consejos para Manejarla

Cómo la Primavera Puede Afectar la Ansiedad: Consejos para Manejarla

Con la llegada de la primavera, muchas personas experimentan cambios en su estado de ánimo y bienestar mental. Aunque esta temporada trae consigo ...